Noticias

 

La competencia local e internacional, las nuevas formas de comercialización la aparición de Starts up (100% digitales) y sus aplicaciones tecnológicas y un largo etc. han significado una necesidad constante de ajustar a la baja el precio de venta de los productos. Su gran aliado en este proceso ha sido el director financiero, responsable de mejorar sistemáticamente la rentabilidad y el rendimiento.

Su mayor problema es que, a menudo, esta tarea de optimización se realiza sin tener toda la información necesaria, y además, muchas veces tampoco es del todo fiable. Sistemas informáticos independientes e información no consolidada suponen un gran obstáculo para su trabajo y, por lo tanto, para el resultado global de la empresa.

Llegados al nivel actual de eficacia requerido, la única forma de mantenerse “vivo” es trabajar hasta con los más pequeños detalles. Las empresas deben ser capaces de determinar dónde optimizar su limitada capacidad de inversión y sus escasos recursos para obtener las mayores ganancias. A la complejidad de esta tarea para los equipos financieros se suma que los mercados son cada vez más cambiantes, y las premisas que eran válidas hace pocos años ya no lo son.

Afrontar estos retos requiere de herramientas de análisis de datos consolidados para obtener una perspectiva en profundidad de las finanzas de la organización, así como la capacidad de recopilar, reunir, manipular y analizar los datos más detallados de cada línea de negocio.

Los directores financieros cuentan con un conocimiento establecido sobre los beneficios y pérdidas de la empresa y, a medida que se involucran más en la estrategia corporativa, deben asumir un papel más práctico a la hora de ayudar a cada línea de negocio a maximizar los beneficios mientras se mantienen los costes bajo control. Está claro que dotarse de herramientas para este fin se ha vuelto imprescindible. Analizar y entender “el por qué y el cómo” de cada líneas de negocios (estado, evolución, tendencias, etc ) permitirá tomar las decisiones que mejoren el resultado para la empresa.

 

Cloud - Nuevas posibilidades


La tecnología en la nube sirve de forma excelente a este propósito. Los sistemas modernos de análisis y gestión de pérdidas y ganancias basados en la nube son más fáciles de justificar que sus antecesores “on-premise” y están construidos pensando en la transparencia y la accesibilidad. Ponen información vital al alcance tanto de los equipos financieros como de las líneas de negocio, a fin de que se puedan tomar mejores decisiones en toda la organización. Y lo mejor es su disponibilidad completa (24x7x365) sin importar donde se encuentre el usuario o mediante que dispositivo acceda. En un mundo globalizado, las nuevas tecnologías son nuestro aliado.

De forma crucial, los sistemas basados en la nube ofrecen cuadros de mando e informes sobre áreas de costes específicas con rapidez y pueden configurarse para la casuística de una empresa sin necesidad de conocimientos técnicos avanzados. No es necesario ser experto en programación para conocer cómo se distribuyen los ingresos y los costes en la empresa.

En un momento en el que la velocidad y eficacia nunca han sido más importantes, no es raro que los equipos financieros quieran sistemas que estén a la altura.

 

 

Sobre Neris

Neris ofrece soluciones de software de gestión financiera y estratégica para grupos empresariales y/o pymes internacionalizadas. La solución que ofrece está basada en una plataforma financiera de tesorería  y contable comercializada en modo SaaS, y que mejora radicalmente la información analítica necesaria para la alta dirección empresarial. 

Si desea obtener más información visite: www.nerisglobal.com o solicite más detalles en: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Log in